El avance español frente a la mucositis inducida por quimioterapia tiene forma de chupa-chups.

Un aspecto importante del tratamiento del cáncer es aliviar los efectos secundarios. La mucositis es la inflamación y ulceración de la mucosa oral a consecuencia de los tratamientos de quimioterapia o radioterapia del cáncer.

Hasta el 40% de las personas que reciben quimioterapia padecen mucositis.

Los tratamientos antineoplásicos convencionales se centran en impedir el desarrollo, el crecimiento o la proliferación de las células. El problema estriba en que ejercen su acción sin distinguir entre células malignas y sanas. Los tejidos sanos dañados por este tipo de fármacos suelen ser aquellos que en condiciones normales tienen un alto nivel de división celular. El tubo digestivo, incluida la boca y la garganta, está formado por células que se dividen rápidamente. Por esta razón, es especialmente susceptible al daño producido por los tratamientos anticancerígenos.img15-2

Como resultado de la muerte celular debida a los tratamientos antineoplásicos, el revestimiento mucoso de la boca pierde grosor pudiendo llegar a desprenderse, inflamarse y ulcerarse.

En definitiva, la mucositis es  una complicación frecuente que tiene una repercusión  considerable en la vida del paciente. No sólo afecta a su alimentación, provocando: molestias al masticar, dificultades al tragar y alteraciones en la percepción del sentido del gusto (también llamado disgeusia). También, le deja más expuesto a infecciones bacterianas, fúngicas o víricas de la boca.

¿Cómo se tratan estas úlceras orales?

Los buenos cuidados orales, como enjuagarse la boca con frecuencia con soluciones salinas y cepillarse los dientes 2-3 veces al día, junto con la crioterapia pueden ayudar a prevenir las úlceras orales.cepillo-de-dientes

¿Crioterapia?

La crioterapia consiste en masticar o chupar pedacitos de hielo, lo que reduce la temperatura en la boca y por lo tanto el flujo sanguíneo en la misma. Con ello se consigue reducir la exposición a los fármacos y con ello el desarrollo de úlceras orales. Resulta una técnica simple, económica y generalmente bien tolerada para la prevención de la mucositis inducida por la quimioterapia.hielo

“Mover pedacitos de hielo en la boca durante 30 minutos, comenzando 5 minutos antes de que los pacientes reciban el tratamiento con fluorouracilo [fármaco quimioterápico común], puede ayudar a prevenir la mucositis.” (NCI: Instituto Nacional del Cáncer de EEUU)

“La mejor manera de controlar la mucositis es prevenirla o tratarla antes de su inicio o apenas aparezca. Chupar astillas de hielo justo antes y durante cada sesión de quimioterapia puede reducir la aparición de la mucositis causada por ciertos tipos de quimioterapia, como las inyecciones de fluorouracilo (5-FU, Adrucil).” (American Society of Clinical Oncology (ASCO))

La crioterapia ahora más fácil.

Por último una asociación española sin ánimo de lucro “We can be heroes” ha presentado el pasado dái 20de marzo, la patente de un molde de hielo para la boca para su específico por pacientes tratados con quimioterapia. Su principal fin es mejorar su calidad de vida impidiendo el desarrollo de la mucositis.WCBH-chupa-chup-02b

El invento consiste en un molde para congeladores que realiza una esfera de hielo adaptable a la boca y que adhiere un palo para hacer más fácil su uso. Resuelve así la incomodidad de los trocitos de hielo tradicionales que no disponen de un soporte que los sujete. Esta invención ha sido desarrollada en base a la experiencia personal de Ana, presidenta de We can be heroes y superviviente a un cáncer de mama, con la colaboración del Grupo de Investigación BISITE, de la Universidad de Salamanca.

“We can be heroes”, Gracias por pensar en los problemas cotidianos de los pacientes de cáncer.

¿Quieres saber más? En Prevecancer te explicamos qué es el cáncer de una manera clara y entendible. Consulta nuestra sección Hablemos de cáncer.

El avance español frente a la mucositis inducida por quimioterapia tiene forma de chupa-chups.
Valoras este contenido?